Sylvester Stallone ha abandonado la producción de ‘The Expendables 4‘, cuarta entrega de la franquicia de ‘Los mercenarios’ que él mismo se encargó de impulsar desde la nada tras escribir, producir y dirigir su primera entrega. Y eso que según Deadline le habría supuesto cobrar el mayor cheque de toda su carrera, 20 millones de dólares.

Según el citado medio el motivo son las diferencias creativas en apariencia irreconciliables surgidas entre el actor y el productor Avi Lerner, presidente de Nu Image/Millennium y principal apoyo de la franquicia, sobre la dirección que debía tomar esta nueva entrega cuyo estreno está previsto en principio para verano de 2018.

El desencuentro entre Sly y Lerner parece ser total incluso en cuestiones como la elección de la compañía encargada de los efectos especiales, hasta ahora en manos de Nu Boyana, propiedad del propio Lerner. Ante el temor de que el resultado final no estuviese a la altura el actor, parece ser, ha preferido ahorrarse las molestias y abandonar el barco, directamente, antes de participar en otro proyecto tan decepcionante para los fans como fue la tercera entrega.

Lerner sin embargo ha asegurado que pretende continuar adelante con el proyecto a pesar de la ausencia de quién es su activo más representativo, sea como sea, y que este dista de estar muerto a pesar de la incertidumbre sobre la viabilidad de la propuesta, así como sobre la continuidad del resto de habituales.

¿Es posible que existan ‘Los mercenarios’ sin Sylvester Stallone…?

Yo creo que no.