Hola me estreno como redactor de Cine por Vena, cada semana hablaré de alguna película desconocida por el público mayoritario, antes de nada no me considero un freak, solo un sibarita de películas casposas.

Para empezar he escogido esta obra de lo más curiosa, Chopping Mall (Robots Asesinos), del año 1986.

chopping-mallposter

Este film es una curiosa mezcla, comedia teen, cine slasher de terror y toques de ciencia ficción futurista ¿Qué? ¿Con el culo torcido? Pues si os interesa saber más debéis seguir leyendo porque a continuación os cuento todo sobre esta inclasificable película que tanto me gusta.

La película evidentemente tiene defectos y resulta imposible ocultarlos: hay diálogos estúpidos y personajes aún más estúpidos, los protagonistas están completamente estereotipados (la virgen, el empollón, la histérica, el malote, la bragas alegres, …) y el desarrollo de la peli es absolutamente predecible de principio a fin y no guarda ninguna sorpresa. Pero ahí radica su belleza, en su sencillez.

robot asesino

De qué va:  son los 80 y la joven rubia virginal de turno, trabaja de camarera en el centro comercial. Una noche el grupo de jóvenes (Chicos y Chicas), deciden organizar una fiesta dentro del lugar (uno de mis sueños) escondiéndose de los guardas a la hora de cerrar para así tener todo el recinto para ellos solos y divertirse sin nadie que les controle. Lo que el grupo de adolescentes no sabe es que el Departamento de Seguridad del centro ha comprado tres robots “inteligentes”, que se encargan de la seguridad de las tiendas y que debido a un fallo técnico, los androides se han convertido en letales asesinos, dispuestos a eliminar a todo aquel que se encuentre dentro del recinto (Justo esa noche). Encerrados y sin posibilidad de escape, los chicos tendrán que hacer frente a una angustiosa noche de terror, cuando empiecen a morir uno a uno. (Un argumento así, solo pasa en los ochenta, amo los ochenta)

chopping-mall-2

Curiosidades: Hay un cameo del secundario ochentero por antonomasia, Dick Miller (Gremlins), como buena serie B con terror, tiene su dosis de Tetas, la protagonista Kelli Maroney es toda una leyenda de la Serie B, solo mirar su perfil en IMDB para ver que hizo en los ochenta a principios de los 90.

Los efectos no están nada mal, teniendo en cuenta el presupuesto y que eran los ochenta. Película sin pretensiones, lista para devorar.